Cosas beunas están ocurriendo en Marshall y en ETBU


Marshall marca la entrada a Texas por el Este, cerca del punto donde la Carretera Interestatal 20 cruza por Luisiana. Es una ciudad más pequeña y es la sede de la Universidad Bautista East Texas, la cual está asentada en una colina en el lado noreste de la ciudad.

La que una vez fue la cuarta ciudad más grande del Texas (en 1860), Marshall, ha sido una comunidad importante tanto para el estado como para su población bautista. Marshall ha sido un eje de transportación, primero como ruta de diligencias, luego como centro ferroviario y ahora con sus autopistas (I-20 y US Hwy 59). Pero es la escuela sobre la colina lo que ha constituido el enfoque de Marshall para los bautistas tejanos.

Blair Blackburn es el rector más reciente de ETBU. El miércoles que estuve en Marshall nos reunimos para la primera conferencia Maston en las instalaciones de la universidad. Salí de ella entusiasmado de una manera diferente por el potencial que ETBU tiene de impactar positivamente las vidas de los estudiantes y la ciudad en donde se localiza.

Blackburn, al hablarle a los estudiantes ministeriales que asistieron a las conferencias Maston, les subrayó la importancia de su involucramiento en la iglesia y el ministerio comunitario el día de hoy, mientras son estudiantes, y no esperar hasta que se gradúen. La universidad planea facilitar ese involucramiento.

Cualquiera de quienes hemos tenido la experiencia de trabajar en el ministerio vocacional por largo tiempo sabe cuán importante es lo que Blackburn señaló. Cuando una persona tiene un llamado al ministerio, es esencial arremangarse la camisa, en sentido figurado, y poner manos a la obra en la iglesia y más allá del ministerio de la iglesia lo más pronto posible. Cuando un trabajo así se hace de la mano con una buena educación, la persona le permite a Dios moldearlo de por vida para un trabajo efectivo al edificar el reino de Dios.

Los bautistas de Texas tienen nueve universidades que ayudan en el proceso de educar a futuros líderes de iglesias; de estos, algunos serán ministros vocacionales y otros guiarán a sus iglesias y comunidades a través de otras vocaciones. No hay otra convención estatal que esté más comprometida con la educación de la siguientes generaciones. Una gran parte de cada dólar dado al Programa Cooperativo de la BGCT es destinado al apoyo de estudiantes ministeriales en estas universidades.

ETBU tiene un lugar especial en mi corazón, ya que fui un miembro comprometido de la iglesia por los siguientes siete años en Marshall después de graduarme de la universidad que ahora es Texas A&M-Commerce. La comunidad de Marshall fue de gran ayuda durante el comienzo de mi vida adulta como reportero y después editor del Marshall News Messenger y como miembro de la Port Caddo Baptist Church. Además, contraje matrimonio con una “chica de Marshall”: Trese Hill.

Me entusiasma el futuro de ETBU y Marshall. Tanto la escuela como la comunidad tienen a un nuevo líder entre ellos, y la motivación de este líder es la misma que motivó a Jesús: el amor por Dios y por el prójimo.

Me siento animado en lo profesional porque la Comisión de Vida Cristiana busca ayudar a los bautistas de Texas a involucrarse positivamente en sus comunidades al enfatizar la importancia de la ética, la justicia, la política pública y el hambre y los ministerios de cuidado.

Los bautistas de Texas que tienen una conexión directa con ETBU y/o Marshall tienen razones para animarse. Aquellos que no tienen una conexión directa deben saber que a través de sus donaciones al Programa Cooperativo de la BGCT están apoyando a ETBU y pueden ser de gran soporte a través de sus oraciones a cientos de millas de distancia.

ETBU no es la única que tiene esta necesidad; nuestras universidades pueden tener equipos de fútbol, basquetbol y otros equipos deportivos, pero los equipos más importante en sus instalaciones son los equipos ministeriales que pueden cambiar iglesias y comunidades enteras ahora y para toda la vida.

Traducido por Elsa Romero, Baptist University of the Américas.