DESPUÉS DE LA INUNDACIÓN: UN MINISTERIO DE LA OFRENDA CONTRA EL HAMBRE SIRVE A LAS VI


Por Abby Hopkins

El pánico, miedo e incertidumbregeneral surgieron en los díasposteriores al 25 de agosto, cuando el huracán Harvey tocó tierra y superó las expectativas sobre su potencial de destrucción en Texas. Muchos experimentaron pérdidas devastadoras, y el Estado y el condado se vieron forzados a enfrentar la latente pregunta: ¿y ahora qué?

El ministerio Polk County Mission Center, también conocido como el Center of Hope in Livingston (Centro de Esperanza en Livingston, en español) respondió a la pregunta sirviendo. Para aquellos que habían perdido la esperanza, el centro proveyó recursospara recuperarla al establecerse a partir del 31 de agosto como un centro de distribución abierto las 24 horas. 

Thomas Crow, tesorero dePolk County Mission Center, dijo que voluntarios se presentaron junto con camiones de  

carga y de U-Haul del East Texas Food Bank la medianoche del 4 de septiembre. Además, recibieron donaciones de áreas locales y de otros estados.

Su meta era proveer artículos de limpieza, ropa y comida a áreas del condado altamente afectadas por la tormenta. Se reportaron más de 4,000 horas de voluntarios que trabajaron más de 28 días.

En el transcurso del proceso, el ministerio sirvió a alrededor de 2,400 personas directamente, y hasta el día de hoy continúa ayudando a personas afectadas; sin embargo, este es solo un aspecto del impacto que el Center of Hope ha tenido en su comunidad.

“Nuestro propósito es ayudar al necesitado”, dijo Crow,al mismo tiempo que explicaba que antes el Mission Center no tenía muchas oportunidades de servir al condado de esta manera. Crow y otros voluntarios han trabajado los últimos seis años para expandir el ministerio invitando a iglesias locales a unirse a servir y apoyar la misión del ministerio.

Polk County Mission Centercomenzó en 1985 como un ministerio de despensa de comida de seis iglesias diferentes alrededor del condado. Ha crecido y ahora ofrece clases de entrenamiento sobre nutrición y administración financiera para ayudar a las familias de la comunidad a autosostenerse.

Junto con 14 iglesias locales que apoyan el ministerio, la Ofenda contra el Hambre apoya al ministerio financieramente y en oración. El Center of Hope ha aumentado de servir a 20-25 familias a 40 cada vez que abre, y ha servido hasta a 70 familias en un día. El centro abre dos veces a la semana en las tardes y una vez al mes en la noche. Este sistema permite que las familias vayan una vez al mes a recoger la comida que necesitan en base a un sistema de puntos.

Cuando el ministerio necesitó un lugar más grande, compró el edificio vacante de un supermercado. Este edificio que ahora el Centro comparte con Habitat for Humanity y Campaign 300 provee espacio para los alimentos del centro y oficinas.

A pesar de que el ministerio ha crecido en los últimos años, sigue hacia delante. Como ejemplo, Crow señaló una subvención federal que recibió auspiciada porel Departamento de Transportación de Texas, el cual proporcionó al Centro un autobús para ocho pasajeros con acceso a sillas de rueda.“Esperamos expandir el ministerio”, dijo Crow. Los líderes ministeriales esperan pronto poder recoger a la gente y llevarla al Centro para que reciba la ayuda que necesitan.

Con el autobús y la ayuda a las víctimas del huracán Harvey, Polk County Mission Center está viviendo fielmente su llamado: ayudar al necesitado.

La Ofrenda contra el Hambre colabora con ministerios como el del Center of Hopepara luchar contra el hambre y proveer recursos a familias a fin de romper con el ciclo de pobreza. Para colaborar en esta obra, dé a la Ofrenda contra el Hambre aquí: https://texasbaptists.givingfuel.com/hunger-offering.

Abby Hopkins es practicante de la Ofrenda contra el Hambre. Es estudiante de primer año en la University of Texas en Austin.