¡Para que alcancen su potencial!


Click here to read this article in English.

Una de las cosas que distingue a los Texas Baptists de otras convenciones es que hemos hecho una prioridad la educación de nuestros estudiantes hispanos. Por esto se creó hace unos 7 años la Iniciativa para la Educación Hispana; porque es necesario que en nuestros días, viendo el gran crecimiento de la población hispana actual y proyectado, hagamos de la educación de nuestros niños y jóvenes una prioridad. Si se proyecta que seremos 21 millones de hispanos en Texas para el 2050 y que sobrepasaremos a la población anglosajona para el 2020, debemos aumentar el porciento de hispanos que obtienen licenciaturas, maestrías y doctorados. ¡Existimos para ayudar a familias y estudiantes a entender que la universidad es una posibilidad real para ellos! Y esta es otra manera en la que los Texas Baptists están invirtiendo en el futuro de nuestros líderes bautistas.

Ahora, para hacer la universidad una posibilidad real para nuestros estudiantes, se necesitan recursos, sobre todo dinero. Pero nos hemos dado cuenta de que no es suficiente solo recaudar dinero para becas y otorgarlas. Necesitamos que tanto los padres como los jóvenes hagan un esfuerzo significativo para ponerse en posición de encontrar dinero para la universidad. Así que, ¿cuáles son 3 acciones básicas que los padres e hijos pueden comenzar a tomar hoy para obtener más recursos económicos y alcanzar su potencial educacional?

Primero que nada, asegúrese de que sus hijos tomen la escuela en serio desde hoy, no importa la edad, y trabajen duro. Esto envuelve el asegurarse de que tienen buenos hábitos de estudiar, comer y dormir. El buen desarrollo de las capacidades mentales, los alimentos y el descanso son necesarios para todos, sobre todo para aquellos que están en crecimiento. Y aunque hasta ahora no he conocido a muchos niños o jóvenes que admitan fácilmente que tienen sueño y están cansados, estos elementos son esenciales en el prepararlos adecuadamente para el futuro.

Segundo, si un joven tiene la capacidad de tomar cursos “AP” en la preparatoria, haga lo posible para que tome la mayoría de estos que sea posible. Cursos “AP” son cursos avanzados, a nivel de universidad, que un estudiante en la preparatoria puede tomar. Si pasa el examen para ese curso a fin de año, puede recibir crédito universitario para el mismo, ahorrando así tiempo y dinero a los padres una vez ingrese a la universidad. Otro beneficio de los cursos “AP”, es que tienen el potencial de aumentar el promedio académico del estudiante y subir su posición en su clase. Esto abre la puerta a mucha más asistencia económica o becas, y le prepara mejor para enfrentar los rigores de una educación universitaria. Sin duda, estarán mejor posicionados para lo que ha de venir.

Por ultimo, es necesario que ahorre y elimine gastos. Haga un sacrificio a corto plazo que hará un impacto a largo plazo. Así que, elimine gastos innecesarios, establezca un presupuesto, y sígalo. Al hacer esto, podrá comenzar un fondo para la universidad que le ayude a cubrir los gastos universitarios de sus hijos cuando llegue el tiempo, reduciendo así el impacto a su presupuesto en esos momentos. Reconozco que el ahorrar no es nuestra especialidad. Sin embargo, es prudente. Empiece con cualquier cantidad. El mejor momento para empezar es hoy. Comience y desarrolle el hábito. No se va a arrepentir. Verá el impacto de hacerlo según los niños y jóvenes que Dios ha puesto bajo su cuidado llegan a ser quien El quiere que sean.

Hemos escuchado decir que “todo lo que vale la pena en la vida cuesta.” Esto es sumamente cierto, sobre todo cuando hablamos de alcanzar el potencial por el cual fuimos creados. Actuemos hoy de manera que impactemos el mañana.

Para más información acerca de nuestra Iniciativa para la Educación Hispana, incluyendo becas, programa de misioneros de verano, “Hijos Altamente Capaces, el curso de GED por internet, etc. llame al (214) 887-5426 o escriba .